01-Señorío de Otazu

Otazu酒庄

一个梦幻般的世界。情感的自然栖息地。心中闪过一缕思绪——那是历史、是艺术、是葡萄酒…

在其他时候,来到 Otazu 像是接近一座历史悠久的庄园,其中石头与景观的结合总会唤起宁静和沉思的喜悦。

这就是中世纪晚期其第一批居民的见证和遗迹的收集方式,当时任何餐桌上都不缺葡萄酒。

Hoy en día, el Señorío de Otazu ha recuperado una actividad que se remonta al siglo XII y cuya herencia quiere preservar.

Historia, arte, vino. Sinónimos diríase de lo que hoy representa la Bodega Otazu. Una tierra fértil que se hace eco de los logros alcanzados por los señores que sucesivamente ocuparon el Palacio Renacentista del siglo XVI y que, en 1840, construyeron una antigua bodega al estilo de los châteaux franceses. Nacía así la primera bodega construida en Navarra fuera de un casco urbano y que elaboraba vino de una sola finca, lo que supuso un hito en el mundo vitivinícola de aquella época.

Aquí se ama el vino, se venera la cultura, se respeta la historia y al futuro se le ofrece un lugar donde establecerse.

Con una filosofía familiar y un afán por rendir tributo a aquello que perdura en la memoria, el Señorío de Otazu —todavía hoy habitado— echa la vista atrás para encontrar sentido a cada aspecto de su pasado.

Sobre el terreno perduran hoy en día varios edificios que dan fe del paso de los siglos haciendo que la historia esté siempre presente en Otazu.

Palacio del Señorío de Otazu S.XVI

Residencia del Señor de Otazu y palacio de Cabo de Armería de origen medieval. Al igual que otros palacios de Cabo de Armería de Navarra, tenía una finalidad castrense.

Iglesia de San Esteban de Otazu S.XII

La iglesia románica ubicada en el corazón del señorío ha sido testigo del paso de peregrinos durante siglos, esta fue la primera piedra de este anfiteatro natural de gran belleza. En su interior cuenta con un magnífico retablo de estilo plateresco del siglo XVI.

Torre palomar de Otazu S.XIV

Un punto más en la cadena de torres defensivas medievales que, en su día, abundaba por toda la sierra de Etxauri y las inmediaciones de Pamplona. Esta es hoy la representación firme de un pasado, en ocasiones, poco amable.

Todo ellos son edificios de porte imponente que, lejos de enmudecer con el paso del tiempo, son ahora más que nunca protagonistas de la historia pasada y futura. Y mientras escriben cada día una nueva crónica en la memoria, se dejan acompañar de las obras de arte que ya jalonan el camino en este bello lugar.

Historia del Señorío de Otazu

No post found
03-Señorío de Eriete

Señorío de Eriete

El Señorío de Eriete se encuentra en la propiedad de Bodega Otazu.

Está formado por una iglesia parroquial dedicada a San Adrián, y un palacio, rodeados de viñedos. La construcción fue posiblemente de origen medieval y parece muy reformada en el Barroco, estilo al que pertenecen las cubiertas. Actualmente, se encuentra en estado de abandono.

Eriete es un Señorío, categoría jurídica muy abundante en el entorno de Etxauri, como demuestran los cercanos pueblos de Guenduláin, Elío y Otazu. Puede ser que antiguamente hubiera habido más construcciones en el lugar.

Palacio de Eriete (s. XVI)

El Palacio, antiguo Cabo de Armería, es un ejemplar renacentista, edificado en el siglo XVI.

Anteriormente, era una planta cuadrada con una torre en cada uno de sus ángulos, de las cuales, hoy se conservan tan solo dos. Más adelante, sufrió modificaciones para acomodarlo a vivienda.

Ahora, presenta una fachada horizontal de tres cuerpos entre dos recias torres cuadradas a los lados, con basamento de sillar y parte alta en ladrillo. Este palacio tiene dos alturas, una más en las torres, de las cuales la inferior va en buen sillar, de formato alargado y unido casi a hueso. Remata en una imposta de sección cuadrangular que recorre todo su perímetro.

El segundo cuerpo va, en cambio, en ladrillo, material que denuncia ya la presencia de nuevas tendencias arquitectónicas, de raigambre meridional y favorecidas por la conquista castellana, como puede corroborarse en otros palacios cercanos como los de Gorraiz, Oriz o Arlegui. La puerta consta de un arco de medio punto de gran formato, cuya piedra es algo más clara que la que conforma el paño. Las dovelas son largas y estrechas, llevan una media caña labrada en la rosca.

Por otro lado, las tres dovelas centrales llevan labrado un escudo cuartelado, con cueros retorcidos y yelmo, en cuyo campo se representan, entre otras, las armas del palacio de Eriete.

Finalmente, existen las ruinas de un molino medieval con puerta de arco apuntado y una ventana ajimez. También hay vestigios de su presa llamada “de la casa Vessolla”.

Iglesia San Adrián (s. XIX)

La Iglesia primitiva, románica, desapareció estando situada en el solar del cementerio.

A continuación, se construyó la Iglesia San Adrián, a finales del siglo XIX, probablemente con materiales procedentes del Palacio. Se trata de un templo medieval en origen, del que tan solo ha quedado algún vestigio, merced a las intervenciones de época barroca.

Es un edificio de piedra y de carácter rural, en estado de abandono. Tiene una nave única, cabecera de testero recto y torre campanario de planta cuadrada situada a los pies, adosada al muro de la epístola. Su acceso se halla situado en el muro meridional protegido con pórtico pétreo. De aquí procede una imagen sedente de una escultura, la Virgen con el Niño, de estilo gótico e influencia francesa, datada de los comienzos del siglo XIV y que en la actualidad se venera en la iglesia del Señorío de Otazu.

La primitiva pila bautismal se sostiene sobre un pedestal de cemento y se encuentra en el sotocoro. Preside el presbiterio un retablo mayor romanista, de finales del siglo XVI, mostrando una policromía del siglo XIX. El sagrario-expositor también data de este siglo. En el lado del Evangelio se ubica un retablo protobarroco de la primera mitad del siglo XVII, de tosca factura y repintado en 1852.

Historia del Señorío de Eriete

No post found